consejos para viajar a venecia
Mejores destinos de Italia

Consejos para viajar a Venecia

Como viajar a Venecia

Existen vuelos directos a Venecia desde prácticamente cualquier aeropuerto español, incluso se pueden encontrar numerosas ofertas. Iberia es una de las compañías con más vuelos directos (www.iberia.com/ofertasvuelos/Venecia), pero se hallan también vuelos económicos en compañías low cost. Como Ryanair o EasyJet.

Cuando hace buen tiempo, la vista de la ciudad desde el avión es sencillamente espectacular. La duración del vuelo es de aproximadamente 2 horas. Desde el aeropuerto de Marco Polo, a 12 Km de Venecia, hay un autobús de línea hasta la piazzale Roma.

Datos de Interés para viajar a Venecia

Venecia está formada por un total de 118 islas e islotes, unidos entre sí por 400 puentes. Juntas conforman lo que se conoce como “centro histórico”, con una superficie total de 7,5 Km2. Estas islas distan aprox. 3 Km del interior, en las 60.000 hectáreas de extensión que tiene la laguna.

El alcalde es la máxima autoridad de gobierno de una ciudad que tiene cerca de 340.000 habitantes, contando también con Mestre, una ciudad muy grande a día de hoy. El alcalde es elegido por votación popular cada cinco años. En la actualidad, Venecia está gobernada por una alianza de centro-izquierda. Venecia es también la capital de la región del Véneto, que cuenta con aprox. 4,5 millones de habitantes.

La lengua oficial es, obviamente, el italiano, aunque en la laguna se habla mucho el dialecto veneciano. En la época dorada, se utilizó incluso por escrito para la redacción de documentos y comunicados. En la actualidad, lo hablan sobre todo los habitantes de la zona, desde gondoleros hasta gente adinerada.

Muchas calles, puentes y plazas llevan su nombre escrito en veneciano, un dialecto que incluso para los italiano-parlantes resulta difícil de comprender.

Venecia, al igual que el resto de Italia, es mayoritariamente católica. Junto a muchas iglesias católicas de la ciudad encontramos algunos centros culturales, sede de otros grupos religiosos.

El casco antiguo vive fundamentalmente del turismo, en temporada alta casi todo el año. Los hoteles contabilizan más de 3 millones de reservas durante todo el año, y en total, la ciudad recibe la visita anual de cerca de 16 millones de personas.

Días festivos:1 Enero: Año Nuevo, 6 Enero: Reyes, Domingo y Lunes de Pascua, 25 de Abril: Día de la Liberación, 1 Mayo: Día del trabajador, 15 Agosto: Asunción de la Virgen, el “Ferragosto”, 1 Noviembre: Todos los Santos, 8 Diciembre: Inmaculada, 25 y 26 Diciembre. El Viernes Santo y Pentecostés no son festivos. La Ascensión y Pentecostés se celebran el domingo siguiente.

Visita el siguiente artículo si quieres saber que hacer y que ver en Venecia.

scuole de venecia

Respecto a las costumbres a la mesa, en esto los venecianos no se distinguen mucho del resto de italianos o europeos: lo único que puede llamar la atención es su tono de voz, que suele ser un poco más elevado que de costumbre. Los venecianos son tolerantes, también con los turistas.

Aunque haga mucho calor, ellos no suelen ir por la calle en bermudas, y sobre todo en las iglesias, conviene cuidar nuestro atuendo.

En los museos, tomar fotos suele estar prohibido; en las iglesias es mejor no hacerlo, y en todo caso conviene estar siempre atento a los carteles con indicaciones. En caso de fotografiar a personas, siempre es mejor preguntar antes.

Animales. Las mascotas deben viajar con un “pasaporte”, válido para toda la UE, que confirme que el animal ha recibido todas las vacunas correspondientes, sobre todo la de la rabia. Además deberá llevar un número de identificación en su microchip. En Venecia, todos los perros tienen obligación de llevar un bozal cuando suben a los botes de línea o circulan por las calles principales.

Alojamiento. Afortunadamente, la ciudad dispone ahora, junto a la oferta tradicional hotelera de los nuevos Bed&Breakfast, que ofrecen precios muy interesantes de alojamiento en instalaciones de nivel medio y superior. Suelen estar ubicados en la ciudad y en los alrededores, y las oficinas turísticas disponen de más información al respecto.

Cuando viajar a Venecia

Cualquier época es buena para viajar a Venecia: tanto los meses de invierno como en la temporada alta de verano, en la que, exceptuando el Carnaval, se celebran la mayoría de las fiestas y festivales folclóricos de la ciudad.

Mayo, junio y septiembre son muy agradables; por el día hace calor, pero no es tan agobiante como en el resto del verano. En julio y agosto Ias temperaturas son bastante sofocantes y pueden llegar a alcanzar los 36 °C, y la ciudad está llena de turistas en busca de playas.

Los conocedores de Venecia hablan maravillas del invierno: el termómetro no suele bajar de 0 °C, y entre noviembre y marzo, la ciudad muestra su lado más melancólico. Muchos hoteles ofrecen además mejores tarifas en estos meses. El único problema es que más de un restaurante y más de una tienda cierran durante esos meses.

Probablemente, los mejores meses para viajar son mayo-junio y septiembre-octubre. En octubre, exceptuando el Festival de Cine, no suele haber ningún problema para encontrar habitación. Cuando sí conviene reservar con anticipación es en Carnaval, Pascua, Fin de Año y pleno verano.

Si quieres saber más sobre cuando viajar a Venecia puedes visitar esta web: http://mejorepocapara.net/viajar/venecia

 

Consejos sobre el Transporte en Venecia

Transporte público Los carteles que indican “Al vaporetto” o “Al traghetto” son importantes. Indican el camino hacia la siguiente parada de los botes de línea (“vaporetto”) o los puestos de góndolas (“traghetto”), que recorren periódicamente el Gran Canal, desde la estación central hasta la plaza de San Marcos, con siete paradas entre medio, puntos de conexión entre los cuatro puentes que cruzan el Gran Canal.

El medio de transporte más utilizado en Venecia no son ni por asomo las románticas góndolas. Normalmente, los gondoleros suelen acercarse a los turistas para ofrecerles sus servicios, pero éstos en general optan casi siempre por los barcos de línea, mucho más baratos. Los barcos circulan por el Gran Canal alrededor de toda la ciudad, y comunican además con las islas de Giudecca, San Giorgio, el Lido, San Michele (cementerio), Murano, Burano, Torcello y el resto de islas habitadas.

Los tickets de viaje se compran en el puesto ubicado en las paradas. Los tickets por horas son más económicos: con ellos se puede viajar en todos los botes de línea oficiales, los de la ACTV, por la ciudad y por las islas de Murano, Burano y Torcello.

Taxis Venecia es una ciudad sin coches. En lugar de taxis, por entre los 177 canales circulan taxi-barcos. En la ciudad misma hay cuatro paradas, el resto están repartidas por Tronchetto, el Lido y junto al aeropuerto Marco Polo. Las tarifas se controlan con el fin de que los precios no sean aleatorios.

Un viaje en barco (hasta cuatro personas) desde la estación de tren o desde piazzale Roma hasta el centro: Rialto o la plaza de San Marcos, puede costar alrdedor de 60 €; desde la isla de Tronchetto hasta el centro, unos 70 €; desde el aeropuerto hasta el centro, unos 80 €, desde la plaza de San Marcos hasta el Lido Lido 60 €, desde la plaza de San Marcos hasta Murano unos 50 € y desde la plaza de San Marcos hasta Burano o Torcello unos 100 €.

Los suplementos se pagan cuando viajan más de cuatro personas, cuando se realiza una reserva por teléfono, en servicio nocturno, con equipaje y por tiempo de espera. Las tarifas deben estar visibles tanto en los botes a motor como en las paradas de taxi, y las barcas deben llevan taxímetros electrónicos. Los taxis aquí se reconocen, al igual que en el resto de las ciudades, por su franja amarilla y su fondo negro, y suelen llevar además su número de licencia colgado, una información a tener en cuenta en caso de queja.

Las góndolas sólo se aprecian en los canales secundarios, reservadas para ellos por ser más tranquilos. Si quieres viajar en una, sólo tienes que llamar la atención de un gondolero con el típico “gondola, gondola”. Las tarifas oficiales rondan los 80 € para los 40 primeros minutos de viaje y 20 € para los 20 minutos siguientes, el máximo son seis personas. 130 € se pagan por la noche, entre las 20 y las 8h, por una hora de viaje. La vivencia de viajar en góndola se puede experimentar, aunque de forma muy breve, en uno de los viajes en góndola que atraviesan el Gran Canal de una parte a otra, un medio muy utilizado por las gentes del lugar para cruzar, un buen atajo, que sirve para ahorrarse desvíos y llegar directo.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

The Latest

Copyright © 2016. Mejores destinos.

To Top